Publicidad

«Maya y los tres» cambia el panorama infantil con su desenlace realista

Maya y los tres
Foto: AP
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en email

Recientemente, Netflix incluyó en su catálogo la miniserie “Maya y los tres” (“Maya and the Three”) con la intención de exponer la riqueza cultural de la mitología azteca y seguir enalteciendo la importancia de la amistad, la familia y la lealtad en el campo de la animación. Sin embargo, su clímax y desenlace se alejan del típico «final feliz» para dar pie a una nueva era en el entretenimiento infantil con mensajes más realistas y aprendizajes más significativos.

Publicidad

¡Alerta spoiler!

Este artículo contiene datos sobre la citada animación, así que si continúas podrías enterarte de algunos datos y perder el factor sorpresa. Quedas avisado.

En principio vale destacar que el proyecto cuenta con nueve capítulos y cada uno de ellos tiene una duración que varía entre los 22 y 38 minutos. Por lo tanto, su historia completa se puede disfrutar en menos de cuatro días.

Referencias infaltables

Es inevitable asociar a «Maya y los tres» con otras propuestas animadas, entre ellas figura «Valiente«, de Disney.

Desde el primer capítulo se puede apreciar a una quinceañera rebelde y testaruda que prefiere ser una guerrera a una dama de la alta sociedad, además de que tiene una complicada relación con su madre al principio de la ficción.

A este mar de referencias, se suma también la coproducción surcoreana-estadounidense «Avatar: la leyenda de Aang», ya que se incluye una profecía que involucra a un grupo de héroes que están destinados a salvar el mundo de la codicia de un malvado antagonista.

Por otra parte, en esta serie conocemos a Zatz, quien vendría siendo una versión mejorada del príncipe Zuko.

Asimismo, Zatz, con voz de Diego Luna, es un personaje que no quiere lastimar a nadie y tiene un alto sentido del honor. Su objetivo es derrocar la tiranía del malvado Lord Mictlan, por ello, ayuda a los protagonistas en secreto y en el camino se enamora de Maya, con voz de Zoe Saldaña.

Peculiaridades nunca antes vistas

Es inusual que en las comiquitas infantiles se incluyan elementos como la infidelidad o hijos fuera del matrimonio en su eje argumental, sin embargo, «Maya y los tres» se lleva la batuta con esta primicia.

En esta serie la protagonista principal es el fruto de la unión entre un mortal y una diosa, no obstante, su madre adoptiva tuvo la madurez para perdonar a su marido y criarla como si fuera suya. De hecho, en una ocasión su padre suda en frío cuando su mujer y ex amante se encuentran por primera vez, esterilizando uno de los momentos más divertidos de esta entrega animada.

Por otra parte, en algunos capítulos pueden escucharse expresiones como «hueón» o «vaina», lo cual explica un poco por qué la producción está dirigida a mayores de 7 años.

El significado del héroe

El conflicto de la animación arranca cuando Zatz, el príncipe de los murciélagos, irrumpe en la ceremonia de coronación de Maya para informarle que debe ser llevada ante el Dios de la guerra, Lord Mictlan, como una ofrenda de sacrificio.

Ante ello, su padre y sus hermanos se embarcan a un viaje para protegerla y dar cumplimiento a una legendaria profecía que llevaría a la humanidad a una nueva era de paz, sin prever, que solo uno de los guerreros regresaría con vida a casa.

Por determinadas circunstancias, Maya descubre que es el águila guerrera de la profecía, por ende, se enrumbe a los otros reinos para reclutar a sus camaradas y así vengar la muerte de sus hermanos.

Un elemento destacable de esta producción, es que los personajes no salen invictos en las batallas con el típico cliché del «poder de la amistad», «el poder del amor» o la conquista de la seguridad individual, ya que los dioses enemigos hacen honor a sus habilidades sobrenaturales y en muchas ocasiones barren el piso con los personajes principales.

Asimismo, el título hace énfasis de que no existen victorias sin sacrificios, por lo tanto, ten a mano tu caja de pañuelos porque desde el segundo capítulo vas a estar llorando a moco tendido.

Un desenlace realista

Como se mencionó anteriormente, «Maya y los tres» es ajeno al típico final feliz, por lo que a lo largo de nueve capítulos se verán varias bajas importantes, incluidas la de la propia protagonista quien da su vida para proteger a sus seres queridos.

Posteriormente, el alma de todos los caídos se reúnen con sus seres queridos para dar un último adiós, mientras que el alma de Maya trasciende y se convierte en el nuevo sol, mientras que el espíritu de su amado Zatz se transforma en la luna.

De esta manera, la serie le enseña a los niños que en los sacrificios y derrotas hay glorias, ya en que cada experiencia se pueden convertir en mejores personas y que cada acto de buena fe es recompensado.

Asimismo, recalca que la muerte no implica solamente destrucción o perdidas, sino una oportunidad para valorar la vida y tener presentes en el corazón a quienes se fueron.

Por otra parte, también recalca que el perdón es un acto de liberación que nutre el alma de cada individuo.

Publicidad

¿Se viene multiverso?

Vale recordar que este proyecto fue dirigido por Jorge R. Gutiérrez, realizador del filme «El libro de la vida», y en uno de los capítulos se hizo un cameo de La Catrina, gobernante de la Tierra de los Recordados, Xibalba, gobernante de la Tierra de los Olvidados y el Hombre de Cera, encargado de mantener el equilibrio de los reinos.

Puede que con «Maya y los tres» Rodríguez esté posibilitando la expansión de un multiverso mitológico ambientado en la cultura mexicana, de hecho, algunos fans han mostrado su interés de que se explore en la leyenda del Dios Quetzalcóatl, sin embargo, habrá qué tantear si la miniserie da pie a otros proyectos.

 

ENLACES PATROCINADOS

Publicidad
Publicidad