Publicidad

Maná reversiona sus propios clásicos y les da un segundo aire

Foto: AFP
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

La agrupación de rock mexicana Maná regresa al mercado del disco para reversionar sus propios clásicos y ofrecer un refrescamiento de los mismos.

Publicidad

“Uno convive con las canciones mucho tiempo porque estás de concierto en concierto y luego te vas a echar unos tragos y en el bar ponen Maná», comentó Fher Olvera, vocalista de la banda, según reseñó El Nuevo Día en su portal web.

Es así como 20 años después de la publicación del disco «Supernatural», de Carlos Santana, el grupo usa el material para guiar sus próximos pasos y revisar su trabajo.

Con ese mismo propósito, lanzaron en 2019 nuevas versiones de «Rayando el sol», junto a Pablo Alborán; y “No ha parado de llover”, con Sebastián Yatra. La pandemia les impidió seguir con el ritmo de publicaciones, pero esto le sirvió al grupo para seguir conectándose con colaboradores y, en el caso de Olvera, para encontrar nuevas inspiraciones.

“Tuve mucha suerte porque me enamoré. Me encontré con una chica que había visto unos meses antes del covid-19. Ni un beso le di esa vez, pero hubo mucha química y nos seguimos viendo por la camarita, como niños de secundaria, hasta las 5:00 de la mañana echando tragos a distancia. Y luego nos pudimos ver. Tuve esa luz de esperanza que también me ha dado mucha inspiración”, contó Olvera al Nuevo Día.

El artista manifestó que un nuevo trabajo de estudio, el primero desde “Cama incendiada” (2015), llegará pronto, aunque antes vendrán nuevas reversiones con invitados.

De hecho, a comienzos de mayo de 2021 estrenaron una renovada “Eres mi religión”, en colaboración con la cantante mexicana Joy (de Jesse & Joy), a la que le dieron un vuelco “más espiritual con una instrumentación más tibetana”.

El compositor de En el muelle de San Blas” adelantó que también esperan dar voz a nuevos talentos y también a algún intérprete chileno. “La próxima canción que viene es con una persona que no es conocida, pero canta como los ángeles. Es una niña de 12 años”, reveló.

No tanto en radio

En cuanto a la vigencia de las canciones, “ya no estamos sonando mucho en la radio ni tenemos tantas bajadas como muchos otros, pero también tiene un valor eso. Tiene una ética artísticaEs mejor morir de pie como los árboles que morir de rodillas. Somos vieja escuela, la verdad, no vamos a comprometer ni hipotecar nuestra forma de ser porque ahora el mercado cambió», señaló Fher.

Publicidad

La historia de la banda de rock pop mexicana inicia en 1986 en Guadalajara, Jalisco. La misma se remonta en los bares underground de la citada ciudad mexicana, a finales de la década de los setenta. Entonces se hacían llamar Green Hat, nombre que cambiaron en 1980 por el de Sombrero Verde. De igual forma tradujeron también todas sus canciones que en un principio estaban en inglés.

En 1986, la banda decidió cambiar su nombre por Maná. Un año después editaron su álbum debut, con una disquera independiente. Continuaron tocando en pequeños antros alternativos hasta que firmaron con Warner Music México.

 

ENLACES PATROCINADOS

Publicidad
Publicidad