Publicidad

Luis Miguel sobre la platabanda caliente

Foto: EFE
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

“Cuando calienta el sol”… No solo en la playa. También calienta platabandas, por ejemplo. Y cuando alguien lo busca constantemente como Luis Miguel, pues hay que dárselo en el momento que lo requiera. Así, como lo cuento.

Publicidad

El amor del cantante de “La Incondicional” por el llamado también astro rey no es casual. Ya en la bioserie de Netflix queda retratado su gusto por el bronceado, pasar largas temporadas en su mansión de Acapulco y grabar varios videoclips en la playa. De la grabación de uno en Venezuela hay cuentos, pero para otra entrega.

Así fue en la última rueda de prensa que “El sol de México” tuvo en Venezuela. Lejos de la casota que unos youtubers mostraron hace poco en un recorrido que hicieron en la mansión fantasma que, en algún momento, cobijó no solo las vacaciones de Luismi. Sino también los amores que tuvo en su vida.

Lo cierto es que esa tarde, los periodistas estábamos citados para una rueda de prensa. Los plantones son muy comunes en esta profesión. No importa la fuente. Pero cuando se trata de una superestrella como Luis Miguel, pues menos. Hay que esperarlo. Pasó una hora. Hora y media y nada que aparecía. Era una figura, además, poco querida, porque no temía ser antipático y tratar con displicencia a sus interlocutores.

Publicidad

Y esa no iba a ser la diferencia. Justo cuando se cumplieron las dos horas de espera, apareció. Tocándose el cabello como de costumbre. El entrecejo fruncido y con el bronceado. Es decir, una estampa común él. Por eso la sorpresa no era tal.

El trato tampoco lo fue. Un cantante prácticamente monosilábico, respondiendo de mala gana. Normalito, pues. Pero los shows que traía a Venezuela justificaban tanto brillo de la estrella. Así, como lo cuento. Lo que no justificaban, no obstante, fue la razón de las dos horas de espera. No era viernes, pero el cuerpo de Luis Miguel no lo sabía. Pidió sol y como no podía ir a la piscina por aquello de la fama…. Pues lo tomó en la platabanda del hotel.

 

ENLACES PATROCINADOS

Publicidad
Publicidad