Publicidad

Lucía Méndez desmiente al Puma y le pide que la deje en paz

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Lucía Méndez y José Luis Rodríguez se mantuvieron en guerra fría durante varios años luego de una colaboración fallida en una telenovela. Posteriormente se reconciliaron tras aclarar la situación en redes sociales, pero por lo visto la buena relación no duró mucho.

Publicidad

Según destaca el portal de la cadena Univision, la mexicana calificó al venezolano de mentiroso, luego de que este afirmara que ella fue la razón por la que él salió de la telenovela “Tú o nadie”.

El citado dramático, que se estrenó en 1985, tenía como protagonistas originales a Lucía Méndez y al Puma, pero este último se retiró de la producción de Televisa tras haber grabado solo 11 capítulos.

Romance fallido

Como Lucía Méndez había tenido un romance con Héctor Maselli, mánager de El Puma en esa época, se dijo que el actor salió de la telenovela por una venganza de ella.

“Yo casi nunca leo los libretos porque uno está acostumbrado a que la mujer es la heroína, protagonista y todo gira alrededor de ella, eso para mí es normal!” (…) Creo que estos dos chicos, Lucía, y que me desmienta si no es cierto, estaban teniendo una especie de amorío”, relató el cantante en “El minuto que cambió mi destino”, transmitida en México el pasado 22 de mayo.

“Mi mánager, no diré su nombre por razones obvias, mi mánager y ella estaban teniendo un entendimiento y eso era incómodo. Él (Héctor Maselli) me dice ‘mira, aquí el papel es de ella’, (y yo dije) ‘eso es normal para mí’. En Venezuela he hecho todas las novelas y es así”, destacó, aunque admitió que para tranquilizar a Maselli pidió al productor que equilibrara lo roles a un 50-50.

La respuesta fue negativa. “Me dijo: ‘O la haces o no la haces’; y a mí cuando me arrinconan así me sale ‘el Puma’ y le digo: ‘ok, no la hago'”. Según él, esto también le trajo problemas con Emilio Azcárraga Milmo, dueño de Televisa. “Perdí México”, contó en referencia a las consecuencias del hecho.

Nada que ver

Ante estas declaraciones, Lucía Méndez no se quedó callada y decidió revelar también su versión de la historia. “El Puma está mintiendo, yo le diría: ‘déjame en paz, José Luis’. Hace 35 años que pasó eso’. Yo no tengo la culpa, ni Eernesto ni Televisa”.

“El Puma dejó la novela porque, y hasta Ernesto Alonso (el productor) me lo dijo, por inseguridad, se sintió inseguro porque en ese momento a Salvador Pineda le decían que era ‘El Orson Wells de México’, guapísimo y superactorazo, y ‘El Puma’ era como más cantante que actor. De alguna manera yo sentía, sentíamos que Ernesto estaba un poco incómodo (con ‘El Puma’)”, señaló la actriz al programa mexicano “De primera mano”.

De acuerdo a la artista, el criollo dejó el dramático de un día para el otro. “Dejó a 100 personas paradas en Acapulco sin ninguna explicación. Simplemente se fue”.

Lucía confirmó en la conversación que ella y Maselli tuvieron una relación sentimental, pero señaló que la responsabilidad de la salida del Puma de la telenovela es del cantante.

“Efectivamente Maselli y yo fuimos novios, salimos con él varias veces, pero yo tenía tres meses de haber terminado con él. No dudo que Maselli haya tenido sentimientos encontrados, que haya influido, pero él (El Puma) tenía ya de 42 a 45 años como para decidir, siendo un hombre hecho, y derecho qué iba a hacer”, señaló.

Publicidad

Liliana y Lilibeth

Y añadió: “Ahora caigo de que él dice que no lee los libretos, creo que cuando un actor entra a un proyecto lo principal es leer los libretos, entonces es totalmente culpa de él”, criticó. Además, dijo que ‘El Puma’ “no hubiera tenido tanto impacto” como el que tuvo Andrés García, quien lo sustituyó y era, en su opinión, “una belleza”.

La protagonsita de telenovelas como “El extraño retorno de Diana Salazar”, por último, le pidió al artista que, en lugar de acusarla, arregle las cosas con sus hijas Lilibeth y Liliana Rodríguez. “Debería de usar el tiempo para reconciliarse con sus hijas, ese tiempo que habló de mí, debería de hablar con sus hijas, ellas mismas dicen que no entienden cómo dice que es un hombre de Dios”.

 

ENLACES PATROCINADOS

Publicidad
Publicidad