Publicidad

La alfombra roja de los Latin Grammy se vivió entre extravagancias y sencillez

Latin Grammy
Foto: AP e Instagram @camilo
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

El ánimo era alto en la primera alfombra roja de los Latin Grammy en dos años, luego que la de 2020 fue interrumpida por la pandemia de coronavirus. Como reflejo del espíritu renovado abundaron las tonalidades pastel, las asimetrías y el brillo, destacó AP en una publicación.

Publicidad

En principio, vale destacar que Evaluna Montaner y Camilo optaron por una vestimenta mucho más sencilla. La futura madre vestía un vestido verde, un par de aretes y unos guantes a juego, mientras que su esposo brindó una fresca perspectiva a la etiqueta masculina con un blaizer que emitía comodidad.

«Este es mi accesorio de la noche (refiriéndose a su pancita de embarazo), no tengo collar, no tengo nada. Miren me estoy viendo ahí en el monitor tan trin, trin, trin (exclamó mientras contoneaba un poco las caderas)», acotó Evaluna en una entrevista que le concedió a TNT.

Por su parte el colombiano agregó: «Lo que se ponga Evaluna con esa panza (dijo con picardía a la periodista). Si mi amor, te ves hermosa», más adelante expresó sentirse satisfecho con esta nueva nominación. «Gracias a Dios, en estos momentos ya nos llevamos tres esta noche, el de ‘Mejor canción Pop’, ‘Mejor Canción Tropical’ con mi suegro, con Montaner, y la ‘Fusión Urbana’ con Rauw, Tattoo Remix, entonces estamos feliz porque ya vamos con tres hoy», dijo antes de recibir la cuarta estatuilla.

¡Ahí vienen los Montaner!

Desde luego que la alfombra roja de los Latin Grammy se tiñó con el amarillo, azul y rojo tras el paso de Mau y Ricky. Mau lucía un blaizer verde que iba a juego con una camiseta negra, mientras que su hermano portó un blaizer negro mucho más tradicional, eso sí, sin ninguna corbata a la vista.

«Yo no sé si nos vamos a ganar el premio o no, pero sé que sería un mensaje muy bonito para las familias en todos lados. Eso es lo que a mí más me emociona de ganármelo (el premio)», comentó Ricky en alusión a la nominación que recibió todo el clan Montaner.

Asimismo, Mau agregó: «Yo siento que esa canción (‘Amén‘), justo en el momento en el que sale, sin obviamente anticiparlo, fue una canción que nos dio refugio a nosotros como familia. Justo en ese momento estábamos pasando por un momento todos en nuestra familia muy difícil con una perdida de un familiar, entonces es una locura los tiempos de Dios (…) Pensábamos que esa canción iba ser refugio para otra gente y al final terminó siendo un refugio para nosotros también».

Por otra parte, Nella se lucio con un peculiar vestido negro, cuyas mangas eran onduladas, un estampado bastante llamativo y un sencillo cuello blanco. «La palabra clave, introspección, para mí ‘Solita’ que fue el primer sencillo que sacamos (…) Yo me encontraba solita en el 2020 en Nueva York, en un apartamento y fue una de esas canciones que pienso que fue un reencuentro conmigo misma, darse cuenta también que la soledad también es bonita y conocerse (…) Así que muy contenta por el resultado».

Más estilos

No solo los venezolanos coronaron esa noche de los Latin Grammy, puesto que el rosado destacó en el traje de Sofía Reyes, quien arribó con un vestido metálico, al igual que en el vestido de volantes de tul de Roselyn Sánchez, una de las anfitrionas de la noche junto con Carlos Rivera y Ana Brenda Contreras, y el delicado vestido de la actriz Sofía Carson, quien es la primera embajadora global de la Fundación Cultural Latin Grammy, combinado con una pequeña capa de plumas sobre los brazos.

Por su parte, el lila se pudo ver en el vestido electro-gótico de María Becerra y en el saco de terciopelo de Diego Torres.

Pero si alguien acaparó miradas en ese color fue Mon Laferte, quien lució orgullosa su pancita de embarazo con un traje sastre con aires de “zoot suit”, cuyas solapas se prolongaban alrededor de una gran abertura ovalada en el vientre.

¡Puro lujo!

Otro color predominante fue el azul, en tonos que iban del pastel al eléctrico, que lucieron Paloma Mami, Marco Mares, Rivera y Nathy Peluso, esta última en un gorro de piel falsa que contrastaba con su sobrio vestido de terciopelo negro.

Natalia Lafourcade fue toda brillo con un traje platino de lentejuelas con adornos florales y largos flecos, combinado con unas botas hueso.

De imperdible negro llegó Christina Aguilera, cuyo vestido entallado estaba rematado con unas mangas abombadas de charol y contrastaba con su cabello teñido de rojo cobrizo.

¡Guapura para desbordar!

Juanes, que año con año se ha ido atreviendo más con sus estilos, lució un delicado traje satinado gris con destellos azules y violeta.

Publicidad

En los Latin Grammy también hubo quien se atrevió con tocados como María Toledo, quien remató su traje de falda y pantalón negro con una guirnalda floral; y elementos en 3D como AleMor, quien lució una gran mariposa dorada como peto. Juliana Velásquez, en tanto, combinó su vestido esmeralda con guantes de terciopelo que al unirse formaban la frase “Hallar para sanar” en letra cursiva.

El amor se hizo presente con parejas acarameladas. Gloria Estefan, con un vestido negro de mangas largas con bordados florales escarlata, y su esposo Emilio se dieron besos cariñosos, al igual que el presentador de “Despierta América” Luis Sandoval y su esposo Renato Pérez.

 

ENLACES PATROCINADOS

Publicidad
Publicidad