Publicidad

Así combatió JLo la ansiedad del covid-19

jennifer-lopez-1
López niega rumores de infidelidad. Foto: Archivo
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

“Sentada en el sofá y comiendo papas fritas” fue el método que encontró la multifacética Jennifer López para calmar los nervios y la ansiedad que padecía en los primeros meses de la pandemia por el covid-19 que, sin duda alguna, cambió la vida de todos los ciudadanos.

Publicidad

En medio del periodo de confinamiento, la cantante confesó a la revista Allure que nunca se limitó a nada por lo que si algún día le apetecía sentarse “en el sofá a comer papas fritas para calmar los nervios, lo hacía. La idea es no acostumbrarte demasiado a esas cosas”, puntualizó.

Añadió que junto a su prometido, el exjugador de béisbol Alex Rodríguez, vivieron una situación “similar y en el mismo momento”, lo que los llevó a a acudir a terapia de pareja.

“Lógicamente, al principio todos estábamos llenos de ansiedad y nos encontrábamos, como todo el mundo, en un contexto de miedo y suspenso. Creo que era la primera vez que a los dos nos pasaba algo parecido y al mismo tiempo. Entonces, empezamos a hacer terapia y pienso que nos vino muy bien para la relación”, comentó la también actriz de 51 años de edad.

Adiós a la melena

La “Diva del Bronx” sorprendió a sus fanáticos al realizarse un cambio de look radical. ¡Adiós! le dijo a su melena y ahora luce un corte prixie con peinado efecto mojado.

Con este corte de cabello refrescante, JLo es la imagen de los 30 años de la revista Allure. El encargado de la nueva imagen fue su estilista de cabecera, Chris Appleton, quien también fue el responsable de su melena para el Super Bowl del año pasado.

¿Infidelidad?

Tras varios rumores de infidelidad por parte de sus prometido, la intérprete de “El anillo” también conversó al respecto, dejando en claro que son “simplemente rumores”.

Publicidad

Aunque la boda se ha pospuesto en dos ocasiones con todos los preparativos listos, aclara que “no hay prisa” ya que la ceremonia se realizará como lo tiene pensado y en el momento preciso.

“Hemos aplazado la boda dos veces y la verdad es que ya lo teníamos todo planeado. No sé si podremos recrear eso que teníamos en mente. Al final lo hemos cancelado porque no sabemos realmente lo que va a pasar. Y no hemos vuelto a hablar del asunto, si te soy sincera. El caso es que no hay prisa y que lo haremos como teníamos pensado y cuando se permita”, finalizó.

 

ENLACES PATROCINADOS

Publicidad
Publicidad