Publicidad

Ismael Miranda salió del hospital y se recupera en su casa

Foto: EFE

El salsero puertorriqueño Ismael Miranda ya se encuentra en su casa, tras su más reciente ingreso hospitalario. Según confirmó su hija a través de un programa de televisión, el artista se recupera satisfactoriamente de sus recientes problemas de salud.

Publicidad

Cabe recordar, que el cantante fue reingresado a un hospital en Puerto Rico tras complicarse su estado. Como se informó en su momento, el pasado 1º de marzo había sido dado de alta tras haberse recuperado de un infarto cerebral isquémico en enero de este año.

El pasado 5 de marzo, la cuenta de Instagram de Miranda publicó el proceso y evolución de su estado de salud, luego de que surgieron comentarios falsos sobre su condición.

El inicio del problema

En un principio, el «Niño bonito de la salsa», de 70 años, fue hospitalizado el 22 de enero porque sufría mareos y malestar. Las pruebas a las que fue sometido confirmaron posteriormente que había sufrido un derrame cerebral.

Debido a esto, se cancelaron todos sus compromisos. De hecho, en febrero pasado la familia informó que el concierto virtual ‘Ismael Miranda; una leyenda para la historia’ “estará suspendido hasta que se recupere nuestro amado Ismael”.

Salsero de los años 60

El salsero conforma el selecto grupo de artistas que protagonizaron el sonido de este popular género durante los años 60.

El intérprete de «No me digan que es muy tarde ya», con más de cincuenta años en el mundo de la música, ha formado parte de agrupaciones como el sexteto Pipo y su Combo y la Orchestra Harlow, entre muchas otras.

Publicidad

En 1967 realizó su primera grabación discográfica con Joey Pastrana titulada “Let’s Ball”, cuando era un adolescente. Se anotó su primer éxito radiofónico con “Rumbón melón».

En el año 2008 Ismael lanzó la primera producción titulada «Buscando un camino» y la segunda en el 2011, con temas como «Esto cambiará», «El señor te ama» y «Con cristo vivo mejor«, esta ultima considera entre las mejores salsas cristianas.

Publicidad
Publicidad