Publicidad

Britney Spears: timeline de su caída del cielo pop a un infierno legal

Foto: AP/Archivo
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Mientras Britney Spears continúa en la lucha por su independencia monetaria y personal, recordamos los detonantes del descenso al infierno de la estrella musical.

Publicidad

Como se recordará, en el año 2008 la princesa del pop perdió el control de sus finanzas e incluso de su persona, de acuerdo a la ley quien la declaró mentalmente incompetente. Su padre, Jaime Spears, quedó a cargo de su dinero y sus decisiones.

Tras años de control, el pasado 23 de junio, Spears le pidió a la jueza que terminase con la tutela. “Quiero terminar esta tutela sin ser evaluada. Esta tutela me está haciendo mucho más daño que bien. Merezco tener una vida”, sentenció vía telefónica.

Sin embargo, ¿que afectó la salud mental de Britney Spears y sirvió de excusa para someterla a las situaciones humillantes y difíciles que ella describió?

El acoso incesante por parte de los paparazzi y la constante idea de tener que proteger con uñas y dientes en todo momento lo que había cosechado gracias a su esfuerzo, serían dos buenas razones, tal como resumen Vanity Fair España.

Boda en Las Vegas

el 1° de enero de 2004 la estrella pop decide de pronto casarse con un compañero de la escuela, Jason Alexander, en Las Vegas. Esto enciende las alarmas de su equipo legal pues al no firmar ningún acuerdo prenupcial, el novio podría llevarse un cheque muy jugoso en caso de divorcio.

Más tarde, los representantes de la entonces joven de 23 años recién cumplidos declararon que ella no entendía las consecuencias de sus acciones. El matrimonio fue anulado.

¿Estrella de telerrealidad?

En mayo de 2005 la famosísima chica rubia de Misisipi se embarca en una nueva aventura: un reality documental titulado “Britney & Kevin: Chaotic” donde documentaba sus vivencias con su pareja de aquel entonces Kevin Federline y futuro padre de sus dos hijos, Sean y Jayden.

Las críticas destruyeron el programa alegando que la protagonista quedó retratada como una narcisista. La idea central del show era lanzar la carrera de Federline como rapero, bajo el nombre de K-Fed.

El terrible 2007

En febrero de aquel entonces, a la edad de 26 años, Spears hace intentos vanos de ingresar a rehabilitación, sin embargo, abandona el establecimiento médico después de 24 horas.

Es el 16 del mismo mes cuando la artista decide raparse. Fuentes comentan que de improviso, la voz de “Sometimes” pidió a la peluquera que le pasara la máquina pues sus extensiones le incomodaban muchísimo; cuando la profesional de las tijeras se negó, ella tomó una máquina de afeitar y lo hizo ella misma.

Cuentan que después de deshacerse de su melena, en aquel entonces castaña, la Princesa del pop rompió en llanto.

Un dato curioso de la estremecedora anécdota es que el portal eBay subastó el pelo de la cantante por un millón de dólares, sin embargo, se canceló la venta por la imposibilidad de demostrar que la melena pertenecía a ella.

Asimismo, el 23 de febrero, Spears se convertiría en meme y motivo de chiste cuando solo intentó defenderse. Cansada de aumentar ceros en los cheques de los paparazzi, decide salir de su carro y amenazar a los feroces fotógrafos con un paraguas.

La intérprete iba con una acompañante y las habían seguido a todas partes, llegó un momento en que no pudo más.

Ese mismo año, rechazó grabar la canción “Umbrella” (“Paraguas”). El single fue número 1 en todo el mundo y convertiría a Rihanna en una estrella.

Para echarle más leña al fuego, en octubre del mismo año perdió la custodia de sus dos hijos, quienes quedaron a cargo de Kevin Federline.

“Mentalmente inestable”

El 31 de enero de 2008, Britney se niega a que sus dos pequeños Sean Preston (15) y Jayden James (14) regresen con su padre. La policía fue alertada de esto y al llegar al lugar consideraron que la también ganadora del Grammy estaba drogada. Esto permitió a las autoridades a obligarla a internarse en el ala psiquiátrica de un hospital. Debido a eso, las visitas vigiladas que mantenía con sus niños fueran suspendidas de forma indefinida.

Publicidad

Spears fue ingresada en el centro médico bajo el cógido 5140. Este procedimiento dictamina que un agente de la ley puede confinar a un ciudadano (aun en contra de su voluntad), para evitar que se dañe a sí mismo o a los demás.

Todo eso, y algunas cosas más, llevan a que el juez estipule que Britney quede legalmente bajo la tutela de su padre y de su entonces abogado. Ambos tienen acceso total a la fortuna y a las propiedades de la cantante desde entonces, y controlan cada paso que da.

 

ENLACES PATROCINADOS

Publicidad
Publicidad